«Mientras esté al timón, la Constitución regirá del primero al último de sus artículos»

Pedro Sánchez habla por primera vez de la salud del Gobierno de coalición con Podemos tras la aprobación de los Presupuestos del 2021 en el Congreso. Lo hace en EL PERIODICO y en los medios de Prensa Ibérica en una entrevista que consta de varias entregas que se publicarán este sábado y el domingo por la mañana. Y avanza dos ideas sobre el road map de los próximos meses: se va a retomar la agenda de reformas legislativas en materia de derechos y libertades, y se propone aprobar más presupuestos. Se entiende, pues, que ya duerme tranquilo. Y firme en la defensa de la Constitución.

Esquerra preocupándose de la armonización fiscal en España y Bildu en un homenaje de Ernest Lluch. La mayoría de los presupuestos, ¿es una mayoría con la que usted cree que puede trabajar toda la legislatura?

En relación con los presupuestos, siempre dijimos que, con esta crisis, que es inédita en 100 años, el país necesitaba unos presupuestos progresistas, porque este es un gobierno de coalición progresista, y en segundo lugar unos presupuestos de país. Que era el momento de la integración y no de la exclusión. Era el momento de mirar por el interés general y dejar a un lado los vetos cruzados. Desgraciadamente, esto no ha sido posible, pero desde luego yo lo que sí que puedo garantizar es que por mi parte siempre he intentado que hubiera el mayor número de grupos parlamentarios a favor de unos presupuestos imprescindibles para abordar con garantías esta emergencia económica, social, sanitaria y además empezar la reconversión económica. Hemos apelado a la unidad parlamentaria entorno a unos presupuestos necesarios, imprescindibles, ha habido partidos políticos, el de Puigdemont, el de Casado y el de Abascal que se han desentendido de la ciudadanías. Me llama mucho la atención que el PP, siempre que está en la oposición, utiliza los mismos argumentos, de que hay en este caso un independentismo en Catalunya que apoya los Presupuestos o en este caso también la izquierda abertzale apoya estos presupuestos. Es curioso porque en 2019, cuando tuvieron que precipitarse las elecciones como consecuencia de que no entraban las Cuentas en la Cámara, esos mismos partidos políticos votaron ‘no’ a unos presupuestos que también eran necesarios. Y entonces a la derecha sí le valió ese voto contrario y esa coincidencia con esos grupos parlamentarios y ahora no… Yo creo que esta asimetría, en el debate político español, es bastante consustancial a la condición del PP de estar en la oposición.

¿Le acusan de saltarse la Constitución?

Quiero decirle, y me parece muy importante en estas fechas en las que estamos, que mientras el Partido Socialista esté al timón del Gobierno de España, la Constitución española va a regir de este a oeste y de norte a sur, del primero al último de los artículos. Esta ha sido nuestra tónica, nuestra actitud y nuestro compromiso siempre que hemos gobernado a lo largo de la historia democrática de nuestro país. Es verdad que tenemos una concepción de España distinta a la de la derecha, mucho más plural, mucho más diversa. Somos un partido que aspira a tender puentes, a no levantar murallas. A tratar de tener una derecha, pues no asilvestrada y trumpista como la que tenemos, sino una derecha europeísta, que entienda también y que acepte la realidad y la diversidad territorial de nuestro país. La derecha está perdida en un laberinto y en una competición con la ultraderecha que le impide anteponer los intereses generales a los intereses de partido.

Una competición en la que la ultraderecha coquetea con algunos militares retirados.

Franco ha salido del Valle de los Caídos, pero sigue en la cabeza de unos cuantos. Ahora bien, más allá de un grupo de nostálgicos marginales, lo verdaderamente preocupante es la propagación de los mismos mensajes de odio desde tribunas políticas que no son marginales.

«Franco ha salido del Valle de los Caídos, pero sigue en la cabeza de unos cuantos»

Pedro Sánchez

Los Presupuestos también han sido una prueba para la coalición. ¿Ya duerme tranquilo con Podemos en el Gobierno?

Es verdad que ha habido experiencias de gobiernos de coalición. En Catalunya las hay, en muchos ayuntamientos las hay, pero es verdad que a nivel nacional, a nivel estatal, es la primera vez que hay una coalición en 80 años. Como decía el Quijote: “La experiencia es la madre de las ciencias” y por tanto todos tenemos que aprender de cómo funciona un gobierno de coalición. Para mí, todas las críticas constructivas que se hacen para mejorar la coalición son bienvenidas. Aquellas que se hacen para lastrar y debilitar el gobierno de coalición no les presto digamos excesiva atención. Sí le diré una cosa, yo soy el dirigente de la principal parte del Gobierno de coalición, pero sobre todo y ante todo soy el presidente del Gobierno y mi tarea es garantizar la estabilidad, es garantizar el entendimiento y el encuentro. Y es en lo que está el Gobierno.

Te puede interesar

En los próximos tres años, si esa mayoría resiste, ¿cuáles son las prioridades además de la pandemia y de la economía?

Hay algunos anteproyectos de ley que ya están siendo tramitados en el Congreso, como por ejemplo la ley de eutanasia, la ley de memoria democrática, estamos a punto de culminar la nueva ley educativa, vamos a aprobar una nueva ley de formación profesional… El Gobierno ha demostrado durante esta pandemia que supo comprender y visualizar cuáles eran los desafíos que teníamos por delante y que se nos han anticipado. Ahí está, por ejemplo, la transición ecológica, les recuerdo que la primera decisión que tomó este Gobierno en el primer Consejo de Ministros fue hacer una declaración de emergencia climática. Pero nosotros tenemos una agenda también de derechos y libertades que queremos consolidar durante los próximos años. Sin duda alguna, en la ley de interrupción voluntaria del embarazo o en la ley de eutanasia. Por lo tanto, son perfectamente compatibles y combinables una cosa y la otra. Desde luego nosotros no vamos a renunciar a nuestros objetivos de ampliar y ensanchar ese espacio de derechos y libertades, que al final es la concordia y la convivencia de los ciudadanos en nuestro país. Al contrario, creo que además en este momento y como consecuencia de esta pandemia muchas de estas políticas son aún si cabe más necesarias de lo que fueron en el pasado. Y desde luego nosotros no aspiramos solo a aprobar unos Presupuestos; aspiramos a aprobar más Presupuestos Generales del Estado en los próximos años.

Deja un comentario